Chicharro al horno con salsa caldeirada

Los que me conocéis ya sabéis que presumo de tener muchas abuelas ….a las mías no tuve la suerte de conocerlas en persona, pero tengo un cariño incondicional a Pamplona ya que me ha puesto muchas, mis clientas mayores… ¡no puedo quererlas más! Da tanto gusto cuando vienen a verte… Una de ellas, gallega de pura cepa, gallega como ella sola, gallega como la sangre que me corre por las venas me dio esta receta de chicharro, que por supuesto la guardo y hago con muchísimo cariño. Me gustaría que hicierais lo mismo, porque son de esas joyas que poco a poco se van perdiendo.

Ponemos el horno a 175ºc a precalentar. En una cazuela con cuatro dedos de agua ponemos a cocer unas patatas cortadas en rodajas gordas como de 3 o 4 cm. Cuando empiezan a estar blanditas las sacamos y escurrimos. Las ponemos en la bandeja del horno y posamos encima el chicharro abierto con un poquito de sal, dejamos en el horno unos 10 minutos. Ahora viene lo mejor……en una sartén, pochamos abundante cebolla con aceite de oliva. cuando ya esta pochadita, blandita bien blandita, fuera del fuego añadimos pimentón picante generosamente, o si no nos gusta muy picante, lo mezclamos con dulce. cuando tenemos la cebolla rojita rojita, la echamos por encima del chicharro y  las patatas. Dejamos reposar 5 minutos y con un buen albariño o ribeiro, ¡está de muerteeeeeeeeeeee!